La Reina Cristina de Suecia ( 1933 )

Hubo un tiempo en que hablar de Greta era referirse a la Garbo, a la magnética y fascinante actriz sueca, nacida Greta Lovisa Gustafsson. Se desconoce, obviamente, el impacto medioambiental que dejó la huella de carbono de la Divina en este planeta y si reciclaba el papel de los periódicos que, supongo, leería en la soledad de su temprano retiro en Nueva York.

IMG_20191206_123856

Lo que no deja lugar a dudas fue su apabullante presencia en la pantalla. Los críticos no se ponen aún de acuerdo en si fue una gran actriz o simplemente estaba bendecida por una gran fotogenia. Véanla en esta imagen de la película que encabeza esta entrada, en la cubierta del barco, con un gesto de  triste serenidad frente a un futuro sin el amor de su vida.” Resistiré, aquí erguida, con el corazón roto, “ parece decir…

Dijo nuestra imprescindible Coco: ” La moda pasa, el estilo permanece “. Pues ya ven que no… La moda no pasa, vuelve y vuelve y vuelve como las oscuras golondrinas de Bécquer. Si analizamos la imagen anterior, ambientada en el siglo XVII, se aprecia el volumen de las mangas en el traje de época. Pues a esa tendencia vamos: la manga jamón , globo o pata de cordero o, por utilizar un término que parece más refinado, la Manga Gigot .

img_20191207_190445.jpg
Foto Historia de la Moda ( Editorial DK )

Este tipo de manga, ampulosa y grandilocuente, tuvo su relevancia a lo largo del siglo XIX, pero la reinterpretación de esta tendencia en el siglo XXI presenta algunas aristas.

img_20191207_081634.jpg
Foto Vogue

Veamos:

La manga globo aporta volumen a la mitad superior de nuestra figura. Si el volumen ya lo traemos de serie ( unos hombros de estibador, un busto digamos generoso… ) el resultado nos puede situar como dignas quarterbacks en la Super Bowl.

15757468950711578716030.jpg

La manga globo tiene su hábitat particularmente favorecedor en los ambientes de fiesta y con la ligereza de la gasa, ya ni les cuento.

1575746702438846070200

 

img_20191207_084528_hdr.jpg

Y en los vestidos de novia

IMG_20191207_175531
El vestido nupcial más amado y detestado de la época , diseñado por David y Elisabeth Emanuel.

La manga globo, téngalo en cuenta, señoras, siempre es excesiva y no admite compañeros en el exceso.

1575746959293179053097.jpg

La manga globo tampoco admite con elegancia volúmenes inferiores.

15757474797531389527935.jpg

La manga globo con lentejuelas requiere de mucho aplomo y cintura juncal, no se confíen.

15757471294172112078919.jpg

 

La mango globo acusa falta de frescura cuando luce en prendas que no sean blusas y vestidos. Real como la vida misma, bajarla del pedestal de la ceremonia es lo que tiene.

IMG_20191206_201933
Foto SModa

Con todas estas ( subjetivas ) consideraciones… Veredicto: si, pero sin venirse arriba, que la manga, en cuestión, la carga el diablo. Si son ustedes de natural optimista y confiado, si ustedes le hubieran dicho a Noé ” pero, hombre, dónde vas con ese arca, si total van a caer cuatro gotas… “, pues adelante con mangas , brillos y estampados. Si no, lo mejor: una camisa blanca.

IMG_20191207_211930

Modelo firmado por Ives Sant Laurent.

 

Greta ( la Garbo ), será eterna: la otra que está en el candelero ahora mismo, ya se verá. Esta sociedad tiene una gran capacidad para devorar a los que un día encumbra y al día siguiente los reduce al olvido ( ¿ O es que alguien se acuerda de Al Gore y su cruzada climática…? )

 Jacques-Ives Cousteau, el oceanógrafo francés que nos descubrió la belleza y la fragilidad del mundo del silencio y la necesidad de protegerlo, dijo que cerrar los ojos a la naturaleza nos convierte en ciegos en un paraíso de tontos. No se tiene constancia de que su buque insignia, el mítico Calypso surcara los mares movido por el aire en las velas o  remeros en plan galeras, y resulta aterrador que en el momento actual, su inspirador mensaje se hubiera visto enturbiado por ese detallito, por el diesel que movía su barco. Pero él, como todos los activistas medioambientales que de verdad han sido relevantes en concienciar a la humanidad de la importancia de la Naturaleza, hablaron poco e hicieron mucho. El mundo, el mejor de los mundos, necesita menos exhibiciones radicales y más educación y sentido común ( del bueno, del que nos hace impedir que desde pequeñitos contaminemos sin medida ).

IMG_20190530_201750_HDR

El mundo cambia con nosotros, pretender que no exista una huella del paso del ser humano sobre este bonito planeta es ilusorio, pero nosotros nos iremos y el planeta seguirá girando. Estamos obligados a que sea así. Porque no somos los dueños, porque tan solo somos una especie que un día se erigió sobre sus patas traseras y comenzó a articular palabras. Solo estamos de paso.

¡ Feliz semana !

 

 

El Diablo viste de Prada ( 2006 )

Marie Kondo, la gran gurú de la felicidad a través del orden, ha sido acusada de plagio. No me extraña. Yo misma podría haberla demandado por utilizar, casi palabra por palabra, lo mismo que digo todos los días al entrar en la habitación de mis descendientes: ” Recoge, limpia, ordena esos libros… ¿ que hacen aquí los cuadernos de caligrafía de cuando ibas a parvulitos ? ¿ y este Funko sin cabeza ?  A ver si tiráis de una vez ese álbum de cromos, que es de la liga de cuando jugaba Butragueño

¿ Se han preguntado alguna vez, señoras, por qué los libros grandes éxitos de ventas son manuales de autoayuda sobre presuntas carencias y su abordaje de la manera más absolutamente obvia ?

IMG_20191129_134714

Hay dónde elegir… para mejorar la autoestima, para no procrastinar, para vivir sin miedo, para hacer que te pasen cosas buenas, para no amargarse la vida, para librarse de la codependencia, para curar las heridas,  para ser jefa de tu vida y hasta para descubrir los secretos del clítoris ( para mí que este último es el más útil…)

Y encabezando algún capítulo del manual de turno, la consabida frase tipo :” Sé la mejor versión de ti misma. ”  Pues no pide nada el autor… Pero como este blog no es, ni lo pretende, un tratado de estilo ni de crecimiento personal, vamos a analizar esta semana una tendencia que parece ir en contradicción con esa versión mejorada que a gritos nos pide la sociedad: LAS CANAS.

IMG_20191101_132345

Going Grey…¿ exhibir canas, hoy en día, es un símbolo de emponderamiento femenino ? Yo no correría a tirar mi champú con color, en tono castaño dorado, todavía no estoy dispuesta a lucir como la abuelita de Piolín, pero no lo descarto más adelante cuando la naturaleza y  la biología me lo permitan.

IMG_20191201_113147

No cabe duda de que hay pocas imágenes más potentes en el cine que la gran Meryl Streep con su nívea cabellera como todopoderosa editora de moda en el film que encabeza esta entrada. Pero estarán de acuerdo conmigo, señoras, en que borrar de un plumazo todos los prejuicios sobre el pelo gris no se hace de un día para otro, por mucho que la omnipresente Kim Kardashian luzca, con gran éxito de crítica y público, una melena plateada a sus 39 primaveras.

Fotos Telva

La pregunta es: ¿ por qué un hombre canoso es un madurito interesante y una mujer canosa es una vieja dejada ? Pues vayamos a la raíz..a la raíz del pelo, se entiende. El hombre que consigue conservar el cabello ( blanco o no ), es  un triunfador. Ha vencido al tiempo, al declive y a sus hormonas. La mujer es otro cantar.

IMG_20191129_180347

Analicemos, antes de dejar que nuestras sienes se tiñan de plata, varias cuestiones:

El pelo blanco hay que llevarlo con un corte IMPECABLE. No hay opción B. De no ser así, no es pelo, son greñas.

IMG_20191201_112724

El pelo blanco y la cara virgen de maquillaje es una combinación letal, aunque puede tener utilidad en solicitar grandes descuentos en viajes para ( muy ) mayores. La ausencia de pigmentos artificiales asumida así, toda de golpe, es lo que tiene.

 

img_20191201_131525.jpg

La ropa y los complementos, fundamentales ¿ Hace falta decirlo ?

IMG_20191129_192916
¿ Quien se fijaría en el pelo blanco de su Graciosa Majestad llevando semejantes aderezos al cuello y en las orejas ?

El pelo blanco es más grueso y deshidratado, los salones de belleza peluquera recomiendan mascarillas semanales y tratamientos de colágeno en profundidad, así como champús especiales con pigmentos violetas para contrarrestar la tendencia a amarillear. ¿ Quien dijo que dejarse de teñir era liberarse de una tiranía ?

15752106114971591839422

 

Con todo ello… Veredicto : sí, ¿ por qué no ? Pero no como una moda reivindicativa de este feminismo de opereta que se centra en la exhibición en las redes sociales y se olvida de la esencia de la lucha en sí. Tener a los 30 años una maravillosa melena castaño caramelo y teñirla de gris es tan aceptable como ponerla rosa. Cuestión de gustos, ganas y humor. Llevarla con orgullo como característica de nuestra edad es otra cosa. Que no venga nadie a darnos permiso de ponerla de moda.

img_20191201_114142.jpg
La maravillosa Carmen Dell´Orefice, 88 años de estilo.

 

¡ Feliz semana !

La Muerte tenía un Precio ( 1965 )

No hay razón más atractiva para lanzarnos a hacer algo que la prohibición. Creo que se le llama psicología inversa, y educando a mis hijos, este recurso funcionaba muy bien cuando eran pequeños. Ahora, como pueden fácilmente imaginar, ya no funciona ni la inversa ni la directa. No obstante, las prohibiciones son necesarias para crecer y para convivir, a pesar de su mala fama. Quizá si cambiamos la palabra prohibición por límite, resulte más aceptable el término.

En 1766, Leopoldo de Gregorio, Marqués de Vallesantoro y de Esquilache, con el fin de promover la higiene y limpieza en la Villa  y Corte de Madrid decidió prohibir, entre otras cosas,  el uso de capas largas. No parecieron muy conformes los madrileños con semejante norma, impuesta, para más inri, por un extranjero, y se lanzaron a las calles en una algarada que acabó con la influencia política de este ministro de Carlos III. Reducir el célebre Motín de Esquilache a la protesta solo por no poder usar capa es muy simplista, lo sé, pero este no es un blog de historia ( aunque el saber no ocupa lugar ), sino de análisis bizarros de tendencias de moda o de cómo esa tendencia, ponderada por los diseñadores, es muy bonita para la foto en Instagram pero absolutamente poco práctica para bajar al supermercado.

IMG_20191114_210001
Francoise Hardy en los años 60 con una capa de cheviot de Marc Bohan

A ver, entonces… ¿Se llevan las capas/ capotes/ ponchos esta temporada? Una vez más nuestro amigo Amancio nos guía por la senda de la tendencia… Pues no, miren que he recorrido la tienda de la Castellana de Madrid y he preguntado por esta prenda a las encargadas, que con desaprobación, me han remitido a la página web, y todo para encontrar un único modelo, en negro y en beige a punto de descatalogarse.

Ahora bien, la ( pretendida ) vigencia de la capa en la moda actual ya viene de bastantes temporadas atrás.

Fotos de Vogue

En la temporada 2014/ 2015, la firma Burberry convirtió en objeto de deseo un colorido poncho personalizado con las iniciales de la portadora.

IMG_20191117_184322Foto SModa

No hubo influencer que se respetase que no luciera el suyo, con sus iniciales bien visibles en el frontal.  En temporadas posteriores no se ha visto ningún foto en las redes con semejante avío a los hombros… es de imaginar que estos faros de estilo y distinción hayan reciclado esta carísima prenda como manta para echarse una siesta.

 

La capa y su primo el poncho, a la vista está, son muy llamativos, no digo que no, y creo que confieren una prestancia y dignidad especial al portador. ¿ Creen ustedes, señoras, que el incomparable Darth Vader, al decir ” Su falta de fe resulta molesta “ hubiera sido igual de intimidante vistiendo, qué sé yo, una americana de cuadros ?

IMG_20191121_154034

¿Podría la víctima del Conde Drácula sentir el pavor de quien se sabe en los últimos momentos si el portador de los afilados colmillos llegase ataviado con un insulso gabán?     ¿ Tomar las doce uvas sería igual de venturoso sin la visión hipnótica de la españolísima capa de paño de Ramón García ? Está claro que no…Fíjense que cuando queremos defender algún argumento lo hacemos a capa y espada y cuando cunde el desánimo estamos de capa caída.

img_20191117_182915.jpg

Bianca Jagger marcando tendencia en los años 70

¿Necesitamos, por tanto,  poner una capa / poncho en nuestra vida ? Un momento… Analicemos varias cuestiones:

La capa aporta mucho volumen superior, así que, si nuestro tamaño no es juncal y espigado y  no queremos emular a una mesa camilla con sus faldillas y brasero, mejor alejarnos de faldas acampanadas. No. Ni con botas altas.

IMG_20191121_175043

 

El poncho con reminiscencias étnicas era igual a estilo y clase en los hombros de Clint Eastwood por los desiertos de Almería. Amén . El resto de los mortales estamos excluidos de esta ecuación.

IMG_20191117_182703

Foto Vogue

Una capa ribeteada con piel ( auténtica o fake, eso lo dejo a su buen criterio, señoras ) nos aporta una década más a nuestra edad real, como mínimo.

img_20191115_112751.jpg

La etérea Deborah Kerr, elegante sí, trasnochada también.

La capa no abriga, aunque la luzca John Snow en Invernalia, y no se le conoce un bolso que la acompañe con atino, sin incordiarse mutuamente.

img_20191117_125831.jpg

Foto Hola

La capa/ poncho es incómoda , no permite usar las dos manos al mismo tiempo. Prueben, prueben a hacer la compra, llevar el portátil, un paraguas….

IMG_20191121_164749

 

En caso de duda, liso siempre; las florituras y estampados están reservados para las iniciadas en la materia.

img_20191117_183547.jpgFoto Vogue.

Por todo ello... Veredicto : sí, pero no más allá del coqueto gesto de abrigarse delante de una chimenea con una copa de coñac ( o cualquier otro brebaje, alcohólico o no ) en una mano y un buen libro en la otra. O en el campo con pana, vaqueros y sombrero para sacarnos la foto delante de la encina, publicarla en redes y entrar corriendo a casa, al amor de la lumbre.

Al fin y al cabo, si verdaderamente hay una prenda que abrace es esta y , a veces, no hay nada más necesario que un abrazo, ustedes verán.

¡ Feliz semana !

Sucedió una Noche ( 1934 )

He leído en algún sitio que si se juntan todos los pedazos de piedra que dicen ser  genuinos trozos del muro de Berlín, derribado ahora hace 30 años, se podría hacer una réplica de la Gran Muralla China y sobrarían diez contenedores de escombros. Hoy en día con los selfies hubiera bastado para tener constancia de ese momento histórico, sin necesidad de llevarse un pedrusco a casa como recuerdo.

img_20191110_094234.jpg

Foto El Mundo

Sucedió una noche. La del 9 de noviembre de 1989.

Los berlineses, y todo el que quiso ir a ayudar, derribaron casi con las manos el símbolo de un sistema que se estaba desmoronando como una fila de fichas de dominó. No me ha hecho falta leerlo en los libros de historia. Lo recuerdo perfectamente, señoras. Privilegios de la edad.

Pero también recuerdo ese año la boda de mi amiga Alicia; no necesito consultar el documento gráfico del evento para tener fresco en la memoria el atuendo que lucí. Diré en mi defensa que todas las amigas acordamos perpetrar modelitos semejantes… Un vestido lencero en raso color aceituna con un bolero de falsa piel blanco. Y un moño. No tengo nada más que añadir.

Y es que, cuando al analizar las tendencias del otoño/ invierno 19/20,  surge la palabra raso me recorre un escalofrío. Bello sí, pero complicado como un campo minado.

IMG_20191110_161140

Foto Harpers Bazaar.

Antes de entrar en materia… ¿ es lo mismo el raso que el satén ? Pues parece que no; consultando el Diccionario de la Moda ( Editorial DK ), ambos son tejidos de aspecto y textura muy similares, pero difieren en la composición de sus fibras. El raso suele ser de seda y el satén de algodón, aunque ambos con cierta participación de fibras sintéticas.

img_20191106_145439.jpg

Foto Fashion

El raso , por tanto, lo asociamos a lánguidos vestidos de fiesta, y a la opulencia, en general.

IMG_20191110_143421

 

El caso es que estos simpáticos tejidos brillan y el brillo, para las que tenemos una genética de urraca, es un imán poderoso y, como dejo dicho el tío del arácnido Peter Parker, ” un gran poder conlleva una gran responsabilidad “. Sigamos la senda de las expertas…

El nivel está alto, pero no nos achantemos tan pronto, señoras, veamos el manual de uso:

El satén se arruga. Mucho. Eso quiere decir que, tras estar tres horas sentada, el más bonito vestido de este noble tejido convierte a la portadora en un pingo.

img_20191110_161616-1.jpg

 

El satén marca todo. TODO.

img_20191110_162109-1.jpg

Foto Hola

El satén en pantalones y camisas de cuello de pico redondeado no recuerdan a los pijamas. SON pijamas.

Foto Hola

El satén en vestidos lenceros son camisones y fuera de las sábanas no le sientan bien a nadie. Ni con las hechuras de Kate Moss.

img_20191107_191318.jpg

El satén tiene vida propia, no tolera ni el más pequeño sofoco  de sudor, ni admite competidores que le roben el protagonismo de brilli-brilli, abulta, delata…es como un novio malote que nos encanta pero que no nos conviene. Pero esperen, señoras…vamos a darle una oportunidad

Una camisa no compromete a nada, pero que fluya, mucho cuidado con las apreturas y las lorzas, que nuestras son , pero no hay que pregonarlas.

Camisa de raso de Max Mara

La falda de satén ( de Adúo Guadalajara ) también es una buena opción para iniciarse.

SAVE_20191104_140811

En la primavera la vimos en Instagram hasta el aburrimiento combinada con deportivas y camiseta blanca. ¿ Que tal con jersey de lana y botas militares ?

img_20191104_211657-e1573407651106.jpg

 

Veredicto: sí, pero sin meternos en camisas de once varas y con otros tejidos que hagan del satén algo sencillo pero refinado.

15734001566431302393117.jpg

Foto Harpers Bazaar

En los años 30 el exquisito vestido de boda en raso blanco lucido por Claudette Colbert, en la película que encabeza esta entrada y diseñado por Robert Kalloch, fue uno de los más copiados de la época. Pero no fue la única tendencia… Parece ser que la venta de camisetas como ropa interior de hombre se redujo drásticamente después del estreno del film, al constatarse que el eterno Clark Gable prescindía de ella. El Cine y la Moda. Pero eso ya son otras historias…

¡ Feliz semana !

Coco ( 2017 )

Si teclean ustedes en Google ” cómo dar el pésame correctamente “ aparecerán ante sus ojos unos 234.000 resultados aproximadamente.  La cosa tiene su interés: mi amiga Chelo no va nunca a los funerales, porque  no sabe qué decir y en vez de ofrecer, con naturalidad y haciendo honor a su nombre, unas sentidas palabras de consuelo, prefiere enviar por WhatsApp un foto de flores con una inspiradora frase de Paulo Coelho al pie.

No la culpo. Porque, por más que la mayor certeza de nuestra vida es que estamos aquí de paso, nuestras relaciones con la muerte nunca han sido fáciles. A lo largo de nuestra historia hemos tratado de buscar siempre un sentido a este valle de lágrimas y de trascender, se supone, a otro mundo mejor.

No obstante, hemos pasado de esta visión aterradora y medieval de la parca…

IMG_20191101_160334

a esta otra versión más carnavalera del asunto…

IMG_20191101_132748
Foto Harpers Baazar

Huesos de santo y calabazas, crisantemos y terror gore, recuerdo y diversión, como la vida misma todo cabe en un día como hoy.

Participantes en la Marcha Zombie de Alcalá de Henares.

¿ Llegará un día en que hasta en el calendario más tradicional diga Halloween en vez de Todos los Santos ? No, porque al igual que en las historias de Asterix existe una aldea de galos irreductibles, en México cuentan con la colorista y vital Fiesta de Muertos, para hacer frente a la invasión anglosajona.

IMG-20191030-WA0003
Regalo de mi hermana, que en otra vida fue araña tejedora.

Y como no hay Fiesta de Muertos sin Katrina y Katrina sin corona de flores, llegamos así a la tendencia que nos proponen los que están a la última de la moda: La Diadema.

Por más que Dolce y Gabanna, se postulen como herederos de la inigualable Frida Khalo en el lucimento de este accesorio no se puede decir que su uso se haya popularizado más allá de tocado colorinche para invitadas.

IMG_20191101_165614
Corona casera de flores de tela y rafia y mucho uso de  pistola de pegamento.

Así que, por mucho que los italianos insistan y consultando, una vez más, a la Biblia de lo que se lleva y lo que no ( Zara ) diré, señoras, que diademas, en realidad, se ven poquísimas en las estanterías, pero alguna se ve.

IMG_20191101_165446

¿ Y por qué no triunfa esta tendencia ? ¿ Por qué, en general, los accesorios que van en la cabeza no se popularizan? No puede ser porque nos incomode llevar algo vistoso, ya que calzar  deportivas de cinco suelas corridas bien llamativas no supone ningún problema… ¿ Será que la cabeza es la última frontera del sentido del ridículo ?

IMG_20191101_135148
Como foto para nuestro Instagram , sublime; para bajar al supermercado, excesivo no es una palabra que le haga justicia

Y  si nos quedamos con diademas discretas, esa opción ya está vista hace tiempo, mucho tiempo… casi como en una galaxia lejana.

Estas son fotos de publicidad de los años 60. ¿ Puede algo tan clásico aportarnos actualidad ? Pues parece que sí…

IMG_20191101_135211

 

Pero atendamos a unas precauciones de uso:

La diadema aprieta, en el hueso temporal detrás de las orejas, más concretamente. Al igual que cuando lucimos un moño tirante conviene llevar un analgésico en el bolso.

La diadema determina el peinado. No sirven arrepentimientos, señoras. Si a media tarde decidimos que ya basta de testa coronada, con toda seguridad, el pelo tendrá una forma en nada parecido a lo que consideramos favorecedor.

La diadema da un aspecto muy pulido. Cierto, pero no crean que todo lo disimula, el champú y un control del encrespado son su complemento ideal.

IMG_20191101_182350

La diadema, si no es discreta, tiene un cierto punto de disfraz. Los lazos y lunares para Rosie , la remachadora, que como reivindicación está muy bien, pero no parece buena idea para ir a negociar un crédito al banco.

IMG_20191101_132437

Veredicto: sí, en bodas y festejos en general, aunque la vida es muy corta para esperar la ocasión ideal. Busquen un espejo y una diadema y adelante con ella, aunque sea esta tarde en casa , merendando unos buñuelos, por aquello de la tradición, y como Miguel con su abuelita Coco, recordando, porque recordar es una suerte de resurrección.

IMG_20191101_150826

¡ Feliz semana !

Hook ( 1991 )

Confort

Del francés, confort y éste del inglés, comfort: ” condiciones materiales que proporcionan bienestar y comodidad “.

Pues está claro, entonces…Piensen, señoras, en confort: un buen sofá, un cuchillo que corte, unas gafas para ver bien, una carretera sin atascos, un nene que tiene a bien dormir toda la noche del tirón, la lista es infinita. Igual que las cosas que nos hacen sentir bien.

IMG_20191024_221954

Foto RocheBobois

Pero resulta que, aunque la humanidad, desde Atapuerca para acá, lleva siglos y siglos  en pos del bienestar como si fuera el Santo Grial, migrando en busca de mejor clima o condiciones de vida más favorables, inventando toda clase de artilugios para comer o dormir mejor, llegamos al siglo XXI donde no hay gurú experto en crecimiento personal que se respete, que no recomiende salir de la, muchas veces duramente conquistada, zona de confort.

Yo, créanme, no tengo la más mínima intención, pero analicemos alguno de los consejos del abundantísimo material que existe sobre el tema:

1- Darse una ducha fría  ( Pues empezamos bien… )

2- Aprender a hacer algo que no les guste. ( Si abandonamos lo que, en teoría, nos gusta a las dos semanas… en fin, gracias a Wallapop podemos vender aquellos zapatos de claqué tan caros y tan inútiles )

3- Cambiar de restaurante, de perfume, de transporte, de ruta, de ciudad.

4- Hablar con desconocidos. ( Atención, caballeros, está la cosa como para desear un buen día a una mujer desconocida en el metro…)

5- Vestir algo diferente o raro. ( Lo que viene siendo llamar la atención )

 

Como el objetivo de este humilde blog, en esta etapa, es analizar tendencias desde el subjetivo punta de vista de una mujer madurita ( bueno, madura, fuera el diminutivo ), convendrán conmigo en que las botas militares es una forma como otra cualquiera de seguir este consejo último y salir de la zona de confort.

img_20191022_223552.jpg

Botas de Springfield

IMG-20191025-WA0000

Botas de Adúo ( Guadalajara ).

En realidad, la tendencia de las botas militares no tiene nada de moderno. Desde los años 40 existe una marca de culto: Dr Martens, cuyo mítico modelo de 8 agujeros fue el santo y seña de los skinhead . Y posteriormente todo el que buscaba un cierto aire underground, se calzaba estas botas , que tras varias ( decenas ) de puestas se domaban y resultaban cómodas. Lo sé de primera mano.

IMG_20191024_230510

Lo que sí resulta actual es la forma de combinarlas, si en los años 80 y 90 sus compañeros de armario eran los pantalones,  ( en cualquier declinación: vaqueros, de cuadros, de cuero ) ahora se ven con todo.

¿ Las botas militares pegan con todo, en serio ?

No sé… ¿ se imaginan, señoras, a Marilyn en la rejilla del metro con su vaporoso vestido de William Travilla y unas botas ?

img_20191024_193713.jpg

 

¿ O creen ustedes que Edith Head hubiera permitido que Grace Kelly combinara su impecable vestido blanco y negro de ” La ventana indiscreta ” con unas botas de corte militar ?

IMG_20191024_202838

Miren donde miren, la calle está llena de zapatones; es cierto que, al final, amamos aquello a lo que nos acostumbramos, pero con mirada crítica y desapasionada, diré que hay cosas muy feas.

IMG_20191103_153851

Foto SModa

 

Aunque unas botas discretas son un fondo de armario indiscutible.

IMG_20191022_223631

Botas de Nero giardini.

Aunque mi zona de confort me indica que lleve unas botas militares con pantalones, voy a probar con falda midi de satén, algo fluido. Ya veremos.

Veredicto: sí, ¿quién dijo miedo ?

Personalmente, evitaría las plataformas excesivas, porque tengo la sensación de llevar un par de macetas rematando mis pies y nadie me convencerá de que son una opción de calzado cómodo, ni favorecedor

Steven Spilberg buscaba una venerable anciana para interpretar un papel en la películas que encabeza esta entrada. La gran Maggie Smith se presentó al casting. “¿ Pero, cuantos años tiene ? preguntó el director. ”  La actriz, que entonces tenía 57 primaveras, contestó, sin mover una ceja ” 92 “.

¿ Hay algo más que añadir ? Acurrucadas en un sillón o subiendo el pico Ocejón en medio de una ventisca, señoras, que el aplomo sea su compañero de vida. Porque ustedes lo valen.

¡ Feliz semana !

 

Bichos: una aventura en miniatura ( 1998 )

Soy una quisquillosa, lo sé. Una pejiguera, lo admito.  Sobre mi tumba dirá: ” aquí descansa, si es que puede, una tiquismiquis “ .  Pero hay expresiones , lugares comunes, tópicos, que me alteran… ” Amigo de sus amigos “, por ejemplo, cuando se habla de aquel que disfruta echando unas risas con sus colegas y tiene el buen gusto de no apuñalarles por la espalda, ” padrazo ” así es calificado el progenitor que publica una entrañable foto en las redes haciendo pedorretas en la tripita de su retoño para regocijo del pequeño…Los velatorios y funerales son terrenos abonados para frases hechas y tópicos, pero la palma se la llevan , desde luego, el día 22 de diciembre y su sorteo de la Lotería ( que si está muy repartido el premio, que si ha caído en un barrio de gente trabajadora, que hacía mucha falta…)

Otra de mis ” urticarias ” es el uso ( y abuso )  de diminutivos en redes sociales. Vaya por delante mi consideración y reconocimiento por todo aquel que graba, edita y publica un canal de Youtube , pero cuando oigo hablar de manguitas, botoncitos, falditas y vestiditos ( aunque sea de la talla XXXL ), se me tuerce la boca.  ¿ Es un signo de afecto por la ropa o un detalle más de la infantilización hacia la que camina esta sociedad ?

 

Algo de eso debió pensar Simon Porte Jacquemus al lanzar su bolso Le Chiquito.  El nombre ya es una declaración de intenciones. El precio también. Pero esa es otra canción… Obviamente, si está agotado en la web de venta es porque el bolso ( el de marca, no nos dispersemos ),  sigue siendo un símbolo de estatus.

IMG_20191017_163128

Diré que me gusta la idea. No la de un bolso en el que no cabe ni la vergüenza, sino la capacidad de un diseñador de aportar novedad pero sobretodo evolución.

IMG_20191017_152951

Reinterpretación de El Chiquito, éste de papel.

Pero vamos a centrarnos en la cuestión: más allá de la noche o de la ceremonia, ¿se llevan los bolsos pequeños ? Consultemos al oráculo,  (es decir, a Zara ), y sí, se llevan.

IMG_20191017_083306

Bolso de 15 cm de Zara.

IMG_20191017_085645

 

 

 

 

 

Ahora bien, si el origen del bolso está en la necesidad humana de juntar una serie de pertenencias y trasladarlas de forma cómoda y práctica, decir que un tamaño mínimo no sirve para nada es como decir que alguien vivo inspira y espira, de modo que… ¿ dónde ponemos el límite del tamaño ?

Pues tirando de tópico, de lo que consideremos imprescindible meter. Y bajo el manto de esa gran palabra nuestro bolso se empieza a llenar:  teléfono móvil, cartera, pañuelos, gafas de sol, pintalabios, llaves…

IMG_20191017_165108

Añadan, señoras, según su momento vital, yogures, toallitas húmedas, rotuladores, mudas de repuesto, cepillo de dientes, tampones, lima de uñas, cascos,un pendrive, protector solar, gorro de lluvia, gafas de presbicia, tiritas, pastillero o compresas para las pérdidas. Y es que, reconozcámoslo, el bolso no su accesorio, señoras, es su casa y como en casa, hay que tenerlo todo a mano.

Veredicto: no, un bolso así de pequeño solo tiene vida útil al ponerse el sol, cuando el concepto imprescindible se vuelve muy liviano y no hace falta más que buena compañía.

Lo pequeño siempre despierta ternura, si la tendencia del bolso mínimo les parece una monería, tonta pero monería al fin, y su poderío económico o sus escrúpulos o su sentido común no les permite hacerse con el bolsito de marras  pueden optar por las opciones caseras,

 

Con la inestimable ayuda de mi hermana, tejedora notable.

Vean el bolsito original y el clon casero de goma eva:

 

 

Tiene un buen lejos, como diría mi amiga Glory. Si permitimos que alguien  se acerque tanto como para notar la diferencia, será porque nuestra complicidad con esa persona no cabe en ese bolso.

¡ Feliz semana !